Mastopexia - Elevación mamaria

Con frecuencia las modificaciones en la forma de la mama se deben a un marcado descenso en la posición de la areola y el pezón, habitualmente asociado a un volumen de tejido mamario bajo o en el límite bajo.
Una piel con gran elasticidad, los embarazos o los cambios importantes de peso, son algunas de las causas de este descenso. Esta alteración se caracteriza por que las pacientes, en ocasiones jóvenes, presenten unas mamas de aspecto desproporcionadamente envejecido en relación con el resto del cuerpo. La mastopexia, o cirugía de elevación mamaria, es un procedimiento que busca armonizar tanto el tamaño como la forma del pecho devolviéndolo a una posición adecuada a cada paciente. Frecuentemente se logra de forma exclusiva mediante el reposicionamiento de los tejidos propios, mientras que en ocasiones se requiere además un aumento del volumen mediante la colocación de implantes mamarios.

Es una de las intervenciones en las que el efecto sobre la autoestima de la mujer es más evidente.


Procedimiento


Los objetivos de este procedimiento son elevar la posición de la areola, reposicionar el tejido mamario y eliminar el exceso de piel. También permite reducir el tamaño de la areola cuando éstas presentan un tamaño mayor del deseado.

El tipo de intervención puede variar de forma significativa, por lo que el examen previo por parte de su cirujano es de gran importancia. Entre otros aspectos se toma en consideración el tipo de piel, el volumen y forma de la mama y el tipo de tejido mamario. Es una cirugía que se realiza empleando anestesia general y dura unas 2 a 3 horas. Los pacientes pueden ser dados de alta pocas horas después de la intervención.


Casos reales

Este sitio web hace uso de cookies para mejorar su navegación. Si continúa navegando, estará aceptando nuestra política de cookes Cerrar