El bótox o toxina botulínica es el procedimiento estético no quirúrgico más empleado en el mundo por su seguridad y buenos resultados.

España se sitúa entre los diez países del mundo donde el uso de la toxina botulínica cuenta con una mayor aceptación. Pese a ser uno de los tratamientos de rejuvenecimiento facial más demandados, siguen existiendo dudas y creencias erróneas que aclaramos en este post:

-El bótox elimina completamente todo tipo de arrugas: FALSO.
-El bótox actúa sobre determinados músculos de la cara, relajándolos. Al reducirse la capacidad de contracción de dichos músculos también lo hacen las líneas de expresión. Las arrugas más finas llegan a desparecer, y las más marcadas se suavizan de forma considerable.

-Solo puede aplicarse en el tercio superior de la cara: VERDADERO.
-Su uso está indicado para el tratamiento de arrugas de expresión localizadas en la frente y zona periorbital (patas de gallo). La infiltración de toxina botulínica fuera de estas zonas no está autorizada.

-El bótox paraliza la expresión: FALSO.
-El bótox proporciona un aspecto relajado y saludable sin perder la expresividad natural de la cara. Las asimetrías, la elevación excesiva de la cola de la ceja o la limitación en la apertura del párpado (ptosis palpebral) son efectos no deseados ocasionados con frecuencia por una sobredosificación o técnica inadecuada. Aunque son complicaciones posibles, si el producto es aplicado por un médico especialista y en la dosis adecuada, el bótox proporciona resultados muy satisfactorios.

-Al dejar de utilizarlo las arrugas empeoran: FALSO.
-Los efectos son visibles a los 4 ó 5 días y llegan a su máximo a los 12-15 días después del tratamiento (por lo que no se aprecia un cambio brusco).El efecto del bótox dura de 4 a 6 meses, que es el tiempo que tarda el organismo en reabsorber el producto. Transcurrido ese tiempo, la musculatura recupera totalmente y de forma progresiva la movilidad previa el tratamiento; ello no implica un empeoramiento de las arrugas con respecto al estado previo.

-Su efecto se mantiene más tiempo si se repite la aplicación: VERDADERO.
-Aunque existen variaciones individuales, al repetir su aplicación la duración del efecto se prolonga.Inicialmente puede estar indicado su uso cada 4 ó 5 meses pero habitualmente se emplea cada 6 meses con el fin de mantener un resultado constante.

-Sus resultados son comparables al lifting: FALSO.

-Su efectividad para reducir las arrugas de expresión en la frente ha permitido disminuir la indicación de cirugías como el lifting frontal o coronal que tienen como finalidad tratar este tipo de arrugas. Sin embargo no sustituye, ni por efecto (no produce elevación de los tejidos) ni duración, a un lifting facial o cervical.

-Sólo puede ser administrado por un médico: VERDADERO.
-Según la legislación vigente, el bótox únicamente puede ser administrado por médicos con la cualificación adecuada en centros sanitarios autorizados, que dispongan de un depósito de farmacia.

-Existen distintas calidades de Bótox: FALSO.
-En España actualmente hay 3 Laboratorios que lo comercializan para uso estético con nombres diferentes: Vistabel, Bocouture y Azzalure. Pueden existir variaciones en cuanto su curva de acción o intensidad del efecto, pero todas ellas contienen el mismo principio activo. La Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), dependiente del Ministerio de Sanidad, regula y controla su dispensación.

- El Bótox de un aspecto de “cara hinchada”: FALSO
-La acción del bótox se basa en la capacidad del producto para relajar determinados músculos de expresión,sin rellenar las arrugas. El aporte de volumen del producto es inapreciable a simple vista

Fotos: 

Designed by Nensuria / Freepik

Comentarios (0)

Este sitio web hace uso de cookies para mejorar su navegación. Si continúa navegando, estará aceptando nuestra política de cookes Cerrar