La rinoplastia o cirugía de la nariz es una de las intervenciones de Cirugía Estética que requieren un mayor grado de personalización. Dentro de la rinoplastia, la cirugía de corrección de la punta nasal presenta múltiples alternativas técnicas por las diferencias que se presentan en cuanto a su forma y tamaño. La punta nasal ancha es una de las alteraciones estructurales que con frecuencia preocupan a los pacientes que nos consultan.

La punta nasal está sostenida por dos arcos de cartílago (cartílagos alares) que se unen en la parte central (entre ambos orificios de la nariz). Además de ser ancha, con frecuencia existen diferencias en cuanto a su proyección, es decir la distancia que hay desde la base de los orificios nasales hasta la punta propiamente dicha.


Es preciso un examen cuidadoso del paciente para determinar, con la mayor precisión posible, las causas estructurales que contribuyen a la forma y tamaño de la punta nasal; esto permite decidir cuál es el mejor método para mejorar su aspecto estético. En ocasiones es suficiente quitar una porción de cartílago para reducir su anchura. Pero cuando la separación entre los cartílagos es mayor de lo habitual, puede ser preciso la utilización de suturas que permitan su aproximación (Caso 1).

En algunos pacientes la base de la punta es ancha debido a que la apertura de los orificios nasales es mayor de lo deseado (de forma similar a lo que se aprecia en las narices de pacientes afroamericanos). La piel y el cartílago a este nivel presentan una mayor separación; en estos casos puede estar indicado resecar un pequeño triángulo de piel para corregirlo (Caso 2).




Uno de los objetivos de la rinoplastia consiste en obtener una proyección adecuada de la punta nasal. Esto puede lograrse mediante técnicas de reducción del tamaño de los cartílagos, como se indicó previamente, o aumento su longitud mediante la aplicación de injertos (Casos 3 y 4).




Aún sin ser la técnica de uso habitual, muchos cirujanos recurren a la rinoplastia abierta para tratar casos de importantes deformidades en la punta.


La rinoplastia en la que sólo se intervenga quirúrgicamente la punta nasal es una situación poco frecuente, aunque puede darse el caso.

Como en todos los procedimientos de rinoplastia, el resultado que se persigue con la corrección de una punta nasal ancha es lograr una nariz natural, equilibrada y proporcionada al resto de elementos de la cara.

Tras nuestra larga experiencia realizando intervenciones de rinoplastia en Asturias, sabemos que es un procedimiento quirúrgico seguro y con un alto índice de satisfacción, siempre que sea realizado por un cirujano plástico cualificado y con experiencia en este tipo de cirugía. 

RINOPLASTIA EN ASTURIAS

Comentarios (1)

Este sitio web hace uso de cookies para mejorar su navegación. Si continúa navegando, estará aceptando nuestra política de cookes Cerrar